Jue. Feb 29th, 2024

Ronda Dominical (y apresurada). Inhabilitables

Por The EL News Ene 28, 2024
Nicolás Maduro y María Corina Machado / AFP

Creemos que para nadie fue una sorpresa la decisión del TSJ contra María Corina Machado. Se dice (aunque cuesta suscribirlo) que Gladys Gutiérrez, como presidenta del TSJ, se negó a firmar ese bodrio y por eso Maduro la sustituye. Pero la decisión había sido tomada, no desde la celebración de la Primaria, sino desde el estrepitoso fracaso del referéndum del Esequibo con el que Maduro pretendió equilibrar fuerzas con María Corina. No solo no logró emparejar la convocatoria de la bella caraqueña, sino que empatucó tanto lo del Esequibo, que él mismo prohibió que el tema prosiga oreándose. Desde aquél fatídico domingo 3-12, con todas las calles y avenidas del país solitarias y los centros de votación vacíos de electores, la decisión fue reiterada: María Corina no iría pal´baile. Lo dijo Diosdado y lo coreó Jorge, ambos riéndose (ahora son panas), porque ya tenían el montaje para “justificar” la inhabilitación de quien les daría hasta con el tobo. De manera, pues, que lo de antier no fue más que un capítulo que todos esperábamos, algunos encendiendo velas para que no ocurriera, pero 90% de los venezolanos, como mínimo, dudábamos que pasara silencioso. Si a ello sumamos que Maduro, par de días antes, había dicho que los acuerdos de Barbados estaban heridos de muerte y en terapia intensiva, creció la duda hasta niveles anestésicos, para que al país que apoya moralmente a María Corina, no le resultara dolorosa tan trapera y artera puñalada.

Diosdado decía el viernes que el Psuv ganarías las elecciones contra el candidato que lo opusiera. No es cierto…y él lo sabe. Es posible que Maduro “gane” una opereta que pretenderá ser la elección presidencial, pero que igual (o peor) a su último escarceo, nadie en el mundo la creerá, o se tomará por proceso eleccionario. Podría ser que Maduro se imponga a un candidato tipo Ratti, o José Brito, o alguien por el estilo, que él apadrine y financie para que decore el pastel. Pero hay algunos posibles candidatos a los que Maduro ordenará a su abogada (presidenta del TSJ) que los aniquile, porque podrían impedirle hasta la manipulación de las máquinas del CNE, habida cuenta de la enorme diferencia de votos previsible. Entre esos inhabilitables, podríamos mencionar a los siguientes:

Eduardo Fernández.
De inmediato la comisión que está creando la ley contra las ONG, dirá que Ifedec, institución para la formación política que dirige Eduardo, recibe fondos del extranjero que se han utilizado para conspirar. Aparecerán dos o tres testigos que juren por su madre que Eduardo es conspirador, el Fiscal Tarek Saab, debidamente maquillado hará la imputación formal en cadena de radio y tv y tal vez la Dgcim lo “invite” a conversar sobre sus actividades inconstitucionales. ¿Se puede hacer algo para evitarlo? Si lo supiéramos no haríamos de “patriotas cooperantes”.

Henry Ramos Allup.
Desbancado de su propio partido, que había heredado de Luis Alfaro en una tramoya poco sujeta a la Ley de Partidos Políticos. Pese a su trayectoria, su encendido verbo, su memoria con disco duro y su dedo índice señalando a Bernabé, será inhabilitado porque cuando fue presidente de la AN, sin ajustarse a las previsiones al respecto, pretendió expulsar a Maduro de Miraflores, sin proveerlo siquiera del camión de mudanzas. De igual forma habrá algún papelito devenido de sus múltiples ejercicios parlamentarios, que traduzca “Tráfico de Influencias” para inhabilitarlo por 30 años. De manera que Henry, aun con tanto bagaje político, tampoco va pal´baile.

Lorenzo Mendoza.
Siempre ha estado en la mirada de todos los sectores del país. Su flota de aprovisionamiento accede hasta el pueblito más recóndito de nuestra geografía. Eso, desde lo táctico para Maduro, lo inhabilita y la “polarcita” es un ícono nacional. Pero aun habiéndose sacudido, años ha, decisiones en el Grupo Polar que lo vinculen con cuestiones impositivas, fiscales, administrativas u otras, para los pesquisas del régimen, Lorenzo patrocinó el juego donde Magallanes quedó eliminado, y el hecho de ser amigo de María Corina, estropea su opción. Lorenzo tiene cómo quitarse de encima el peso del abuso gubernamental, pero le resultaría costoso, no tanto para él ni para su familia, sino para el país. ¡Exprópiese esa candidatura!

Oswaldo Álvarez Paz.
Pacífico por excelencia. Creo que es recordado como el mejor gobernador que ha tenido el Zulia. Caldera lo apreció mucho por sus dotes humanísticas muy particulares. Fue uno de nuestros más destacados parlamentarios, con una oratoria siempre ajustada al problema planteado. Le ganó a su compadre de sacramento, Eduardo Fernández, una elección interna para la escogencia del candidato presidencial de Copei, pero por fallas de consultoría y asesoría, no accedió a Miraflores. A Oswaldo lo inhabilitarán porque en su gestión regional algún funcionario suyo habrá cometido ilícitos, o porque las gaitas y los patacones metieron mucha bulla y obesidad.

Juan Pablo Guanipa.
A Juan Pablo no hay que escarbarlo mucho. Basta con que no haya aceptado arrodillarse ante Diosdado en la ANC, al ser electo gobernador. Y además, tal vez en el propio PJ soplen algunas infidencias, falsas, pero suficientes para Saab.

¿Quién más?
Hay muchos otros (Hiram Gaviria, Cecilia García Arocha, John Magdaleno, Omar Estacio, Jorge Roig, Noel Álvarez, Andrés Velásquez, Virgilio Ávila Vivas, etc), pero igual a los citados, serán jurungados sus ayeres hasta tropezar con algún “soporte” que le permita a Tarek Saab imputarlo por el delito que se le ocurra inventar y a Jorge Rodríguez gimotear ante las cámaras porque algunos de ellos, o todos, son cómplices y partícipes de las asonadas virtuales contra la vida de ese prócer llamado Nicolás El Grandote (por su tamaño), aunque realmente llora porque sabe que una vez ido su jefe, lo esperan barrotes que Maduro no podrá evitarle. Tal vez a Maduro la permitan huir con sus más cercanos filiales, donde, dicen, no entra Cilita.

Prepárese entonces, amigo (e)lector, para que vea la “disputa” entre Maduro, Ratty, Leocenis, José Brito y alguno que otro escorpión que aprovechará (o lo intentará) hacerse de los votos de María Corina.

José Angel Borrego.

By The EL News

Enrique López Alfonzo Director - Editor The EL News.com Premio Latinoamericano de Oro Periodista de Investigación 2021 ÷584245428120

Related Post

Ir al contenido
Verificado por MonsterInsights